El Ayuntamiento ha atendido a 800 niños en situación de vulnerabilidad en lo que va de año

El Ayuntamiento de Donostia ha detectado y atendido, durante 2016, a 800 niñas y niños en situación de desprotección en sus centros escolares, haurreskolas, polideportivos, gaztelekus y haurtxokos y la policía municipal. Gracias a la coordinación entre distintos profesionales, formados por psicólogos, terapeutas, profesores y formadores, el 95% de los casos se resuelve en los mismos centros.

La Concejala de Acción Social, Aitziber San Roman ha explicado que “nos corresponde a los ayuntamientos la prevención y atención a los casos de desprotección a menores cuando éstos son leves o moderados”. Es por ello, continúa San Roman, que “en septiembre de 2010 pusimos en marcha un sistema pionero de detección de casos, siempre desde el convencimiento de que hay que detectar estas situaciones lo antes posible, ya que la detección precoz es un factor clave a la hora de conseguir desenlaces positivos”.

En 2016 han participado en los diversos programas preventivos y de intervención vinculados a la desprotección de menores 39 centros escolares, dos más que en 2015. Esto supone un 75% de los centros públicos y concertados de la ciudad. En el curso 2016-2017 se prevé que sean 41 los centros participantes, es decir, casi un 79% de los centros donostiarras. Gracias a los profesionales que participan en el programa de asesoramiento e intervención precoz, el 95% de los casos detectados se resuelve en el mismo centro escolar.

Jornada basada en la evidencia: Safe Care e Incredible Years

Esta mañana la Concejala de Acción Social, Aitziber San Roman, ha asistido, en el aula Magna de la Facultad de Psicología de la UPV/EHU, a una jornada sobre los programas basados en la evidencia “Incredible Years” y “Safe Care” con profesionales del sistema de protección a la infancia. Los programas basados en evidencia son programas que han demostrado su eficacia en otros contextos y países.

Estas jornadas han subrayado el interés de las instituciones implicadas que han hecho una apuesta importante en incorporar estos programas, por su interés en integrar mejores prácticas profesionales en los programas de intervención con menores en situación de vulnerabilidad y desprotección. En el año 2014 el Ayuntamiento formalizó un convenio con la Universidad del País Vasco y la Diputación Foral de Gipuzkoa para la implementación de dos Programas Basados en la Evidencia: Safe Care e Incredible Years.

Safe Care trabaja en domicilio con familias negligentes y menores de 0 – 5 años, focalizando la intervención en aspectos de salud, seguridad e interacción adultos-niñas/os, y logrando resultados en el desarrollo global (emocional, conductual, social) a largo plazo de los menores.

Incredible Years trabaja con grupos simultáneos de madres-padres y sus hijas/os de entre 3-8 años. Los menores seleccionados presentan conductas disruptivas y la capacidad de las madres-padres para su control es limitada. En una intervención limitada (24 sesiones semanales) con el objetivo de reconducir el sistema familiar para lograr un desarrollo positivo en los menores a largo plazo.

El objetivo general compartido por las tres instituciones en la aplicación de éstas metodologías de intervención, es la obtención de resultados contrastados, a nivel internacional y a largo plazo, en el trabajo sobre desprotección de menores.